La confianza en Dios

Blog65

El creyente activo, mientras más es abatido por Dios, ya sea por las reprensiones de la providencia o los reproches de sus enemigos, tomará una postura más firme y se unirá más estrechamente con Él.

El hijo de Dios se sobresalta ante la sola idea de perder la esperanza de tener ayuda en Dios. Véase que es Dios para su pueblo, lo que será, lo que hallamos en Él, lo que David encontró en Él.

  1. Seguridad: un escudo para mí; lo cual denota la ventaja de esa protección.
  2. Honra: a quienes Dios reconoce como suyos, tienen verdadera honra sobre ellos.
  3. Gozo y liberación: Si el pueblo de Dios levanta su cabeza con gozo en el peor de los momentos, sabiendo que todo les ayudará a bien, reconocerán a Dios como Quien les da motivo y corazón para regocijarse.

Los cuidados y la tristeza nos hacen bien, cuando nos llevan a orar fervorosamente a Dios. David siempre halló que Dios estaba dispuesto a responder sus oraciones. Nada puede poner una separación entre las comunicaciones de la Gracia de Dios a nosotros, y la obra de su Gracia en nosotros, entre su favor y nuestra fe. Siempre había estado a salvo bajo la protección divina. Esto se aplica a las misericordias comunes de cada noche, por las cuales damos gracias. Muchos se acuestan y no pueden dormir por dolor del cuerpo, por angustia mental o por la alarma continua del terror nocturno. Pero aquí más bien parece que se refiere a la calma del espíritu de David en medio del peligro.

El Señor lo puso en paz por su Gracia y por las consolaciones de su Espíritu. Gran misericordia es que nuestra mente persevere en Dios cuando estamos con problemas. -Contemplad al Hijo de David que se calma para su reposo sobre la cruz, es el lecho de dolores, encomendando su Espíritu a las manos del Padre con plena confianza de la gozosa resurrección. Contempla esto, o Cristiano: deja que la fe te enseñe a dormir y a morir; mientras te asegura que así como dormir es una muerte corta, la muerte es sólo un dormir prolongado; el mismo Dios te cuida en tu lecho y en tu tumba. – La fe de David llegó a ser triunfante.

Él empezó el Salmo con quejas de la fuerza y malicia de sus enemigos, pero concluye regocijándose en el poder y la Gracia de su Dios y, ahora, ve más con Él que contra Él. La salvación pertenece a Jehová; Él tiene poder para salvar aunque el peligro sea inmenso. Todos los que tienen al Señor como su Dios, están seguros de la salvación; porque el que es el Dios de ellos es el Dios de la salvación.

 

Matthew Henry (18 de octubre de 1662 – 22 de junio de 1714) fue un ministro y autor inconformista, nacido en Gales pero que pasó la mayor parte de su vida en Inglaterra.

Anuncios

Comentario Matthew Henry Habacuc, Sofonías y Hageo

Matthew Henry Habacuc, Sononías y Hageo

Habacuc, Sofonías y Hageo

Matthew Henry

Por ser el primero entre los mejores en cuanto a utilidad, estamos obligados a mencionar a aquel cuyo nombre es ya una palabra cotidiana: MATTHEW HENRY. Es sumamente piadoso y conciso, sólido y sensato, sugerente y sobrio, sucinto y de confianza. Encontraréis que resplandece con metáforas, es rico en analogías, rebosa de ilustraciones y abunda en reflexiones. Se deleita en las aposiciones y las aliteraciones, pero su estilo es, por lo general, sencillo, evocador y lleno de contenido. Ve el sentido del texto directamente y ofrece el resultado de un minucioso conocimiento crítico de los originales a la altura de los mejores críticos de su época. Es profundamente espiritual, celestial y beneficioso, encuentra el contenido de cada texto y de todos ellos extrae lecciones enormemente prácticas y acertadas. El suyo es un tipo de comentario que debe colocarse donde lo vi en la antigua casa de reunión en Chester: encadenado en el vestíbulo para que cualquier persona pudiera leerlo. Es el comentario del hombre de a pie, el viejo compañero del cristiano, adecuado para cualquiera, instructivo para todos.

Todo pastor debería leer a Matthew Henry de forma completa y cuidadosa al menos una vez. Recomiendo que lo hagas en los doce meses posteriores a terminar el seminario. Comienza por el principio, y proponte atravesar la tierra desde Dan hasta Beerseba. Adquirirás una enorme provisión para tus sermones si lo lees con un cuaderno a mano; los pensamientos revolotearán a tu alrededor como golondrinas que trinan alrededor de un tejado a la llegada del otoño. Si expones públicamente el capítulo que has estado leyendo, tu congregación se asombrará por la novedad de tus observaciones y la profundidad de tus pensamientos, y entonces podrás decirles qué gran tesoro es Henry.

C.H. Spurgeon

Se nos presenta esta nueva y fiel traducción, en varios tomos, con el deseo de que una nueva generación de pastores y creyentes descubra al «príncipe de los comentaristas» que es Matthew Henry.

 

173 pp. Rústica

Ref. 1515 – 10,00 €

Comentario Matthew Henry Jonás, Miqueas y Nahum

matthew-henry-jonas-miqueas-y-nahum

Jonás, Miqueas y Nahum

Matthew Henry

Por ser el primero entre los mejores en cuanto a utilidad, estamos obligados a mencionar a aquel cuyo nombre es ya una palabra cotidiana: MATTHEW HENRY. Es sumamente piadoso y conciso, sólido y sensato, sugerente y sobrio, sucinto y de confianza. Encontraréis que resplandece con metáforas, es rico en analogías, rebosa de ilustraciones y abunda en reflexiones. Se deleita en las aposiciones y las aliteraciones, pero su estilo es, por lo general, sencillo, evocador y lleno de contenido. Ve el sentido del texto directamente y ofrece el resultado de un minucioso conocimiento crítico de los originales a la altura de los mejores críticos de su época. Es profundamente espiritual, celestial y beneficioso, encuentra el contenido de cada texto y de todos ellos extrae lecciones enormemente prácticas y acertadas. El suyo es un tipo de comentario que debe colocarse donde lo vi en la antigua casa de reunión en Chester: encadenado en el vestíbulo para que cualquier persona pudiera leerlo. Es el comentario del hombre de a pie, el viejo compañero del cristiano, adecuado para cualquiera, instructivo para todos.

Todo pastor debería leer a Matthew Henry de forma completa y cuidadosa al menos una vez. Recomiendo que lo hagas en los doce meses posteriores a terminar el seminario. Comienza por el principio, y proponte atravesar la tierra desde Dan hasta Beerseba. Adquirirás una enorme provisión para tus sermones si lo lees con un cuaderno a mano; los pensamientos revolotearán a tu alrededor como golondrinas que trinan alrededor de un tejado a la llegada del otoño. Si expones públicamente el capítulo que has estado leyendo, tu congregación se asombrará por la novedad de tus observaciones y la profundidad de tus pensamientos, y entonces podrás decirles qué gran tesoro es Henry.

C.H. Spurgeon

Editorial Peregrino presenta esta nueva y fiel traducción, en varios tomos, con el deseo de que una nueva generación de pastores y creyentes descubra al «príncipe de los comentaristas» que es Matthew Henry.

 

254 pp. Rústica (Peregrino, 2016)

Ref. 001263 – 11,00 €

 

Comentario Matthew Henry Oseas

matthew-henry-oseas

Oseas

Matthew Henry

Por ser el primero entre los mejores en cuanto a utilidad, estamos obligados a mencionar a aquel cuyo nombre es ya una palabra cotidiana: MATTHEW HENRY. Es sumamente piadoso y conciso, sólido y sensato, sugerente y sobrio, sucinto y de confianza. Encontraréis que resplandece con metáforas, es rico en analogías, rebosa de ilustraciones y abunda en reflexiones. Se deleita en las aposiciones y las aliteraciones, pero su estilo es, por lo general, sencillo, evocador y lleno de contenido. Ve el sentido del texto directamente y ofrece el resultado de un minucioso conocimiento crítico de los originales a la altura de los mejores críticos de su época. Es profundamente espiritual, celestial y beneficioso, encuentra el contenido de cada texto y de todos ellos extrae lecciones enormemente prácticas y acertadas. El suyo es un tipo de comentario que debe colocarse donde lo vi en la antigua casa de reunión en Chester: encadenado en el vestíbulo para que cualquier persona pudiera leerlo. Es el comentario del hombre de a pie, el viejo compañero del cristiano, adecuado para cualquiera, instructivo para todos.

Todo pastor debería leer a Matthew Henry de forma completa y cuidadosa al menos una vez. Recomiendo que lo hagas en los doce meses posteriores a terminar el seminario. Comienza por el principio, y proponte atravesar la tierra desde Dan hasta Beerseba. Adquirirás una enorme provisión para tus sermones si lo lees con un cuaderno a mano; los pensamientos revolotearán a tu alrededor como golondrinas que trinan alrededor de un tejado a la llegada del otoño. Si expones públicamente el capítulo que has estado leyendo, tu congregación se asombrará por la novedad de tus observaciones y la profundidad de tus pensamientos, y entonces podrás decirles qué gran tesoro es Henry.

C.H. Spurgeon

Editorial Peregrino presenta esta nueva y fiel traducción, en varios tomos, con el deseo de que una nueva generación de pastores y creyentes descubra al «príncipe de los comentaristas» que es Matthew Henry.

 

283 pp. Rústica (Editorial Peregrino, 2016)

Ref. 001253 – 12,00 €

Matthew Henry. Comentario Expositivo y Práctico de Toda La Biblia”

Matthew Henry 2

Matthew Henry (octubre 18, 1662 hasta junio 22, 1714 ) fue un inconformista ministro y autor, nacido en Gales , Reino Unido, aunque pasó gran parte de su vida en Inglaterra .
Henry nació en Broad Oak, Iscoyd, una casa de campo en las fronteras de Flint y Shropshire , Gales , Reino Unido . Su padre, Philip Henry , era clérigo en una Iglesia de Inglaterra y acababa de ser expulsado en virtud de la Ley de la uniformidad 1662 . A diferencia de la mayoría de sus compañeros de fatigas, Philip poseían algunos medios privados, y por lo tanto era capaz de dar a su hijo una buena educación. Mateo fue primero a una escuela en Islington , en ese momento un pueblo a las afueras de Londres, y luego al corazón de la capital. Pronto abandonó sus estudios de derecho para la teología , y en 1687 se convirtió en ministro de una congregación presbiteriana en Chester. Si bien en Chester, Henry fundó la capilla presbiteriana en la calle Trinidad. Se trasladó de nuevo en 1712 a la calle Mare , Hackney. Dos años más tarde (22 de junio 1714), murió repentinamente de apoplejía.
Los comentarios bíblicos escritos por Matthew Henry “Exposición de seis volúmenes de Matthew Henry del Antiguo y Nuevo Testamento (1708-1710)” o el comentario completo, ofrece un estudio exhaustivo de cada versículo de la Biblia. Que cubre la totalidad del Antiguo Testamento y los Evangelios y Hechos en el Nuevo Testamento . Después de la muerte del autor, la obra fue terminada (Romanos hasta Apocalipsis) por otros trece no conformistas ministros, en parte, en base a las notas tomadas por los oyentes de Henry, y editado por George Burder y John Hughes en 1811.
Los Comentarios de Henry son principalmente exegéticos , que trata de la escritura de texto tal como se presenta, con su mejor intención de ser Explicados, a efectos prácticos y devocionales. La exposición de Henry da el resultado de un análisis crítico de la original como parte de su tiempo, con la aplicación práctica. Se consideró sensata y con estilo, un comentario con fines devocionales.
Famosos evangélicos predicadores protestantes tales como George Whitefield y Charles Spurgeon utilizaron y de corazón elogiaron el trabajo, Spurgeon dijo, “Cada ministro debería leer por completo y con cuidado al menos una vez” John Wesley escribió de Henry:
Él es confirmado por todos los jueces competentes, como una persona de buen entendimiento, de diversos aprendizajes, de piedad sólida y mucha experiencia en los caminos de Dios. Y su exposición es generalmente clara e inteligible, los pensamientos que se expresan en palabras sencillas: También se encuentra, conforme al tenor de las escrituras, y la analogía de la fe. Con frecuencia es completa, dando una explicación suficiente de los pasajes que requieren explicación. Es en muchas partes de profundidad, penetrando más en los escritos inspirados que la mayoría de los comentarios existentes. No nos entretienen con vanas especulaciones, pero es práctico en todo. Y por lo general también espiritualmente nos enseña cómo adorar a Dios, no en forma única, pero en espíritu y en verdad.
Por ser el primero entre los mejores en cuanto a utilidad, estamos obligados a mencionar a aquel cuyo nombre es ya una palabra cotidiana: MATTHEW HENRY. Es sumamente piadoso y conciso, sólido y sensato, sugerente y sobrio, sucinto y de confianza. Encontraréis que resplandece con metáforas, es rico en analogías, rebosa de ilustraciones y abunda en reflexiones. Se deleita en las aposiciones y las aliteraciones, pero su estilo es, por lo general, sencillo, evocador y lleno de contenido. Ve el sentido del texto directamente y ofrece el resultado de un minucioso conocimiento crítico de los originales a la altura de los mejores críticos de su época. Es profundamente espiritual, celestial y beneficioso, encuentra el contenido de cada texto y de todos ellos extrae lecciones enormemente prácticas y acertadas. El suyo es un tipo de comentario que debe colocarse donde lo vi en la antigua casa de reunión en Chester: encadenado en el vestíbulo para que cualquier persona pudiera leerlo. Es el comentario del hombre de a pie, el viejo compañero del cristiano, adecuado para cualquiera, instructivo para todos.
Editorial Peregrino presenta esta nueva y fiel traducción, en varios tomos, con el deseo de que una nueva generación de pastores y creyentes descubra al «príncipe de los comentaristas» que es Matthew Henry.
Puedes solicitarlos. Ponte en contacto con nosotros:
SoloSanaDoctrina@ono.com
Matthew Henry OseasMatthew Henry DanielMatthew Henry Génesis

matthew-henry-joel-amos-y-abdias
Comentario Mathew Henry